Reclamar la deuda de un vecino moroso

Una de las ventajas de tener un administrador de fincas es que este tipo de gestiones, que pueden provocar tensiones las realiza un tercero ajeno y permite que la convivencia no quede dañada.  Hay distintos pasos a seguir para gestionar este tipo de incidencias, siempre recomendamos que el administrador de fincas contacte si es posible con el vecino para ver el motivo del impago. 

Tabla de contenidos

Una de las ventajas de tener un administrador de fincas es que este tipo de gestiones, que pueden provocar tensiones las realiza un tercero ajeno y permite que la convivencia no quede dañada. 

Hay distintos pasos a seguir para gestionar este tipo de incidencias, siempre recomendamos que el administrador de fincas contacte si es posible con el vecino para ver el motivo del impago. 

Asegurarse de que es algo puntual que puede resolverse, un despiste o si por el contrario es el inicio de una tendencia que puede resultar un problema futuro. 

  • Es crítico que las deudas de cada propietario estén reflejadas en las juntas de propietarios, en el orden del día y en el acta. Recordemos que una deuda de este tipo significa que el propietario moroso no tiene derecho a voto. En la misma reunión puede encargarse al administrador que lleve a cabo todas las gestiones necesarias para lograr el cobro, autorizando a incurrir en gastos como abogados o procuradores si es necesario. Sin este paso, una reclamación judicial no prosperará. 
  • Para que la reclamación de las cuotas comunitarias impagadas sea válida es imprescindible poder acreditar que se ha notificado al deudor. Desde un burofax a un email certificado hay distintas opciones con costes variables.
  • Interponer una demanda judicial para reclamar la cantidad será siempre el último recurso ya que incluso cuando el moroso no se opone el proceso para embargar y cobrar no suele ser ágil. 

La Ley de propiedad horizontal hace una serie de modificaciones al proceso monitorio tal como está regulado en la Ley de Enjuiciamiento Civil. 

Documentación necesaria para la demanda para reclamar la deuda a un vecino moroso

  • Certificado del acuerdo de la Junta aprobando la liquidación de la deuda
  • Notificación fehaciente al deudor. 
  • Si los ha habido, justificante de los gastos incurridos en las gestiones previas para lograr el pago.

Este proceso puede ser más o menos largo según la carga de trabajo del sistema judicial, actualmente colapsado y una vez se falla a favor de la comunidad, lo fácil que es realizar un embargo. 

Por eso es importante no dejar que se acumulen deudas que después pueden obligar al resto de propietarios a tener que hacer derramas para cubrir gastos habituales. 

¿Tienes problemas de morosidad con tus vecinos o inquilinos? Te ayudamos

Photo by Towfiqu barbhuiya on Unsplash

Agenda tu consulta gratuita

30 minutos con un asesor o abogado para resolver tus dudas

Nuestro equipo de expertos estará encantado de asesorarte en cualquiera de nuestros servicios. 

Plantilla Gratuita

Suscríbete para recibir un acceso directo a todas nuestras plantillas y además recibirás nuestros artículos directos a tu buzón (puedes darte de baja cuando quieras sin perder acceso a las plantillas)

Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.